Thursday, July 19, 2018

D I S T R A C C I O N E S
Marcos 11:7-8

¿Puedes recordar lo que se siente llegar a casa después de ganar un campeonato o una victoria contra tu contrincante más feroz?  Tal vez había muchedumbres que te esperaban, una escolta de policía y camiones de bomberos.  ¿Cómo te mantuviste enfocado en tu deporte y no distraído por todo el ruido?

En capitulo 11 y versículos 7 y 8 podemos ver como Jesús pasó por circunstancias parecidas en su vida.  Allí leemos, “Le llevaron, pues, el burrito a Jesús. Luego pusieron encima sus mantos, y él se montó. Muchos tendieron sus mantos sobre el camino; otros usaron ramas que habían cortado en los campos.  Tanto los que iban delante como los que iban detrás, gritaban: — ¡Hosanna! — ¡Bendito el que viene en el nombre del Señor! — ¡Bendito el reino venidero de nuestro padre David! — ¡Hosanna en las alturas! Jesús entró en Jerusalén y fue al templo.”


Cuando leo esto, yo veo un bus del equipo que llega a la ciudad después de haber ganado un campeonato y los hinchas les esperan en las afueras de la ciudad.  Todo el mundo se emociona y gritando felicitaciones al equipo.  Imagínate como deben haberse sentido Jesús y sus seguidores.


Mira la reacción de Jesús y obtiene sabiduría de cómo lidiar con el éxito.  Él mantuvo el enfoque en su misión.  Fue directamente a trabajar en cumplir sus propósitos en el templo.


Aprendamos de Jesús y mantengamos las mentes enfocadas en los objetivos del equipo aun cuando nos rodean las personas que nos dicen lo buenos jugadores que somos.  No nos distraigamos por la adulación de los hinchas o de los periodistas.  Compite hoy con un fuerte enfoque en los objetivos y cúmplelos en esta temporada.


El Plan de Lectura Bíblica:
Lucas 11:29-36
2 Tesalonicenses 1:1-7
Salmo 144
2 Crónicas 17-19

No comments:

Post a Comment